Ministerio de Salud | S.S.M.O. | H.S.O. Dr. Luis Tisné Brousse  
 
 
 
 
     
 
 
 
 

ENERO 2017

Con el aumento de las temperaturas durante el verano, aumenta el riesgo de enfermar por consumo de mariscos crudos.

En este contexto la bacteria Vibrio parahaemolyticus, es la agente más relevante. La fuente principal de contagio es la ingesta de mariscos, especialmente bivalvos (de dos conchas), crudos o mal cocidos.

Síntomas

La presentación es la de un cuadro diarreico y en ocasiones hemorrágico (acompañado de sangre), náuseas, dolor de estómago y a veces fiebre.

Medidas de prevención

•Las medidas de prevención asociados al consumo de mariscos y en especial, para Vibrio parahaemolyticus, son las siguientes:

•Hervir los mariscos por al menos 5 minutos, no basta con lavarlos.

•Lavarse las manos antes y después de manipular alimentos y después de ir al baño.

•Lavar las superficies y utensilios de cocina que han estado en contacto con alimentos de riesgo antes de usarlos nuevamente.

•Evitar la contaminación cruzada, manteniendo separados los alimentos crudos de los cocidos.

•Comprar y consumir los mariscos en lugares autorizados.

•Recordar que el jugo de limón no cuece los alimentos.

•Mantener los mariscos refrigerados a menos de 5º C y separados de otros alimentos.